seguidores


Google+ Followers

martes, noviembre 17

FUTURO...

Futuro habrá otro futuro
En el cual el alma creará un anhelo de eternidad
que el pecho se estreche ante un aliento
indispensable
y aumente al naciente alba
Hallaré otro abrigo con que arropar la piel
una nueva utopía para vivir una quimera sin quimera
de un crepúsculo eterno.
Renacerá el juicio confrontando la locura
del marchitarse,
de los pliegues que lujosamente aparecen
sin consentimiento.
Vivirá la corteza ajada,
la típica,
la atrevida delatora
que entierre su pupila en el polvo.
Pero mi esencia, es perpetúa e indócil
Nunca abandonaré de remontarme hacia las estrellas
No me cuestiones el motivo
¿acaso reformaríamos algo?
Ya es tarde, no se puede
reiniciar la vida y volverla a rehacer,
no hay suplentes
no existe examen y fallo.
Apareciste, con certeza...
Acaso debiera importar más eso
Sin embargo no se puede camuflar al destino
con el disfraz del provecho.
Nada vale la pena,
sólo el escrúpulo
nos juega una infame jugada de sabernos
sensatos y listos a padecer.
Con una pizca de locura: sería tan diferente todo,
tal vez podríamos aceptar que en
la laguna de las quimeras sin vivir
en las malogradas marchas del paso de la vida
en el intriga del fatal desenlace.
La sombra se desploma...
El porvenir expira e incluso es tarde.